miércoles, 3 de marzo de 2021

Ruta de Regacens


La ruta al abrigo de Regacens es un atractivo recorrido que nos permite descubrir parajes de gran belleza y un excepcional patrimonio cultural resguardado dentro del Parque Natural de la Sierra y Cañones de Guara y el Parque Cultural del Río Vero.


Ficha de la actividad

 Distancia                                           
14,7 km
 Desnivel positivo
676 m
 Desnivel negativo
676 m
 Altitud máxima
660 m
 Altitud mínima
468 m
 Dificultad técnica
Moderada
 Dificultad física
Moderada
 Circular
 Zona geográfica
Alquézar
 Track


Powered by Wikiloc


Recorrido

Partimos de la parte alta de Alquézar, recorriendo sus bonitas calles empedradas y de carácter medieval. Abandonamos la población por una senda ascendente al NE hasta el collado de San Lucas, cruce de caminos. Seguimos recto, en dirección al pueblo de Asque, por un sendero que se precipita rápidamente hacia el cañón del río Vero. Entorno a las paredes que nos rodean es fácil observar el vuelo de los buitres leonados, pero también otras aves tales como el alimoche, halcón, águila real o el rey de los cielos, el quebrantahuesos.


Alquézar
Alquézar
Collado de San Lucas
Cañón del río Vero
Sendero del puente de Villacantal
Sendero del puente de Villacantal
Cañón del río Vero


Finalizado el descenso llegamos a uno de los lugares más espectaculares de la comarca del Somontano, el puente de Villacantal, que cruza el angosto cañón que han esculpido las aguas del río Vero. Su presencia nos demuestra la importancia que tuvo Alquézar en tiempos pasados, cuando la construcción de un puente era todo un lujo que requería grandes inversiones.


Puente de Villacantal
Cañón del río Vero
Cañón del río Vero
Cañón del río Vero


Dejamos el puente atrás y remontamos por una marcada senda que transcurre junto al barranco de Lumos. Pero poco después el sendero confluye con la torrentera, debiendo circular por su seco cauce durante unos metros. Un letrero nos avisa de que nos adentramos en una zona inundable en caso de fuertes precipitaciones. Pero en apenas 100 metros abandonamos su lecho por una amplia pista situada a nuestra derecha. El camino va ganando metros hasta encontrar el desvío que nos llevará al abrigo de Regacens, señalizado con un poste y un panel informativo. En el cruce también destaca la construcción de un refugio de pastor típico de la sierra de Guara.


Puente de Villacantal
Barranco de Lumos
Barranco de Lumos
Una zona de descanso cerca del barranco de Lumos.
Sierra de Guara
Refugio de pastor típico de la sierra de Guara.


Por senda descendemos hasta el abrigo de Regacens, donde podremos disfrutar de una muestra de pinturas de arte Levantino y esquemático. En el Parque Cultural del Río Vero se han hallado más de sesenta covachos con pinturas rupestres declarados Patrimonio Mundial de la Humanidad. Desde la boca del abrigo observamos enfrente el barranco de la Fuente, una gigantesca brecha que fractura la sierra en dos mitades y sobre la cual se alza el pueblo de Alquézar. Además de disfrutar de unas vistas privilegiadas sobre el cañón del río Vero.


Abrigo de Regacens
Pinturas rupestres en el abrigo de Regacens.
Abrigo de Regacens
El abrigo de Regacens nos ofrece una bella panorámica.

A continuación, deshacemos el tramo de sendero y seguimos por la pista que avanza entre olivares y campos de almendros durante unos dos kilómetros hasta llegar a la pequeña población de Asque. En este punto es interesante acercarse hasta el barranco de las Gargantas por el camino de Colungo, donde encontraremos el vertiginoso e ingenioso puente del Diablo. Dicen que el diablo ayudó a los maestros pontoneros que construían el puente, de hecho, algunos aseguran ver en el suelo la huella que el Diablo habría dejado una noche cuando pisó el mortero húmedo. Si lo deseamos también podemos acercarnos hasta la cercana población de Colungo y visitar sus caseríos.


Asque
Asque
El estrecho barranco de las Gargantas.
Puente del Diablo
Puente del Diablo
Colungo


Retrocedemos hasta Asque para iniciar nuestro camino de retorno por una pista en sentido SO camino del mirador de Alquézar. Posteriormente continuamos por un sendero en marcado descenso hasta llegar al puente de Fuendebaños, cuyo nombre tiene relación con la fuente situada en sus inmediaciones. Su construcción está relacionada con dar seguridad a las caballerías que llevaban cereal al cercano molino harinero. Para finalizar el recorrido tan solo nos faltará afrontar un brusco ascenso hasta el pueblo de Alquézar, disfrutando de unas magníficas vistas sobre el cañón del río Vero.


Almendros en flor en las inmediaciones del pueblo de Asque.
Almendros en flor en las inmediaciones del pueblo de Asque.
Almendros en flor en las inmediaciones del pueblo de Asque.
Asque
Mirador de Alquézar
Alquézar
Las famosas pasarelas de Alquézar.
Río Vero
Cañón del río Vero
Puente de Fuendebaños
De esta piedra se extrajo un ruello (muela de piedra) para moler las olivas en los tornos o almazaras.
Puente de Fuendebaños
Puente de Fuendebaños
Puente de Fuendebaños
Mirador del Vero
Cañón del río Vero
Corteza de un olivo de la clase alquezrana, una variedad local con gran resistencia al frío.
Alquézar
Colegiata de Santa María la Mayor de Alquézar

1 comentario:

  1. Hola Guillem.

    Una alternativa a la archiconocida ruta de las pasarelas. He realizado varias partes de la circular, pero nunca entera. Las zonas de los puentes, son bien chulas, por el de Villacantal, solo he pasado una vez e iba tan reventado, que solo pensaba en llegar a la fuente de Alquezar 😂.

    Es sin duda, una circular muy interesante, con un paisaje espectacular, con barrancos y arte rupestre, eso si, el Mirador del Vero, que cosa más fea.

    Un saludo

    ResponderEliminar

Instagram @coronandopicos

Sobre mi


Apasionado de la montaña y el alpinismo, Ultra Trail Runner y esquiador nórdico. Un enamorado de mi tierra y cultura. Seguir leyendo→

Reciente

recentposts

Aleatorio

randomposts